Pascua de los Negros en Huara

Con toda la devoción y tradición heredada de siglos pasados, habitantes de las distintas localidades de la comuna de Huara  celebraron la Epifanía del Señor conocida popularmente como  Pascua de los Negros.

Este año la celebración se realizó en Usmagama, Sibaya, Laonzana Tarapacá, Quillahuasa, Chusmiza, Chiapa y Jaiña, donde alférez y devotos se unieron a los bailes de pastorcitos que, acompañados por el sonido de quenas y bombos, estuvieron durante el fin de semana cantando y danzando al “Niño Manuelito” tal como se hace desde la época de colonización española.

En los poblados de Chiapa y Jaiña, la festividad tuvo un sentido especial por cuanto los actos religiosos los impartió el sacerdote franciscano Pablo Dierck, quien aprovechó de despedirse de la comunidad católica por cuanto deja la diócesis iquiqueña tras varias décadas de labor pastoral en el mundo andino.

El alcalde José Bartolo Vinaya  estuvo participando en las expresiones de fe popular en distintas localidades, donde entregó dulces a los niños y compartió el chocolate caliente, pan y peras de pascua  que ofrecieron los alférez.

Con sus elegantes trajes los pastores de Chiapa le cantaron el alba al Niño Dios.
El padre Pablo Dierck ofició la misa de víspera en Chiapa.
Los pastorcitos de Jaiña cumplieron la tradición de saludar con sus cantos y danzas al Niño Jesús.
El alcalde de Huara entregó golosinas a menores que participaron en la Pascua de los Negros.
Como en todas las localidades de la comuna, los devotos llevaron sus imágenes del Niño Jesús para recibir la bendición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *